El vehículo se dirigía a toda velocidad a una calle en la que se había reportado un tiroteo, pero chocó con dos autos y terminó atropellando a una familia.El incidente parecía grave. Un enfrentamiento a balazos había dejado heridos el jueves en la zona de Boyle Heights, en Los Ángeles, California. Los dos uniformados a bordo de la camioneta escucharon el llamado por la radio y aceleraron.

Eran las 7.30 PM y estaban por llegar, cuando un auto apareció súbitamente y lo chocaron. Ya sin control pleno sobre el vehículo, colisionaron con otro auto más y terminaron en la acera.

Un video registrado con una cámara de seguridad captó el trágico momento en que la camioneta policial embistió a cinco peatones. Tres de ellos eran una madre junto a sus hijos de 7 y 9 años. Los dos niños murieron en el acto. El resto de los heridos fueron trasladados a un hospital.

“Estaba en mi casa cuando escuché el choque. A los pocos segundos ya estaba en la calle, a metros del incidente”, contó Paulette de la Cruz.

“Entonces vi al pequeño niño con una sábana blanca que lo cubría. En frente había otro. No estoy segura si estaba consciente o no. Me parece que no”, agregó la testigo.

Facebook Comentarios