Las autoridades municipales de Lonquimay aseguraron que si todo marcha en forma normal, antes de fin de año se inaugurará la Casa de la Historia y la Cultura del Bicentenario, que se construye en las instalaciones que correspondían al viejo edificio del Cine-Teatro Monumental, que data de 1925. La obra, muy esperada por los vecinos y funcionarios de la localidad, comenzó a construirse hace más de tres años -en junio de 2011- y demandará una inversión total cercana a los 3 millones y medio de pesos.
El edificio cultural corresponde a un programa que fue lanzado hace unos años por el gobierno nacional. Se trata de 200 casas que se anunciaron en 2010 en ocasión del bicentenario de la patria; y entre miles de pedidos, la localidad pampeana fue una de las favorecidas para albergar esta obra, luego de las gestiones encaradas por el Ejecutivo comunal.
Cuando comenzó este año, las autoridades preveían inaugurar la Casa de la Cultura para el aniversario de Lonquimay -el 19 de junio-, pero debido a la falta de fondos -cuyo total superó ampliamente el presupuesto inicial-, llevó a que se demore. Es que a diferencia de las casas culturales similares que se construyeron en otras ciudades o pueblos del país, la obra en Lonquimay es más compleja debido a que funcionará en las añejas instalaciones del cine-teatro, que posee varias dependencias y que se encontraban en estado de abandono desde hace varios años.
Esta situación llevó a que el presupuesto inicial estimado para el total de las tareas, pensado en alrededor de 800 mil pesos, se incrementara notablemente. Según se informó desde el municipio, los trabajos alcanzarán casi 3.500.000 pesos. De esa cifra, según voceros del Ejecutivo, de las arcas comunales salieron 3 millones de pesos; 290 mil pesos aportó la Provincia; y 150 mil pesos envió Nación.

Etapa final.
Actualmente, de acuerdo a lo informado desde el Ejecutivo municipal, la obra está casi finalizada. Solamente restan algunos trabajos en el techo, de revoque del exterior del edificio y detalles del interior, y la pintura.
Una vez finalizada e inaugurada esta construcción, se espera que allí se desarrollen todas las expresiones culturales. Un ansiado regreso para los pobladores será el cine-teatro (con proyección de películas y obras teatrales); además se podrán realizar conciertos y recitales musicales; exposiciones de artesanías y pintura; y también se prevé un minimuseo.
Asimismo, de acuerdo a lo informado desde el municipio, las instalaciones tendrán otras dependencias donde funcionarán una sala de café-debate, un pub, y otros.

Facebook Comentarios