Policiales

La insólita explicación del femicida de Misiones: “Me ofreció sexo oral y me quiso extorsionar”

La semana pasada un brutal homicidio sacudió Misiones

La semana pasada una mujer de 30 años llamada Antonella Bernhardt fue encontrada degollada en su departamento de Posadas. Los vecinos escucharon gritos y se acercaron a tocar la puerta. En un momento salió el femicida Cristian Daniel Vargas, de 29 años, quien dijo que solo se había tratado de una discusión de pareja e incluso se asomó por la ventana para, supuestamente, decirle a la mujer que iría en búsqueda de comida.
Los vecinos lograron que les entregara la llave y, al entrar encontraron el cadáver de la mujer, sobre un charco de sangre. Antonella tenía un corte de cuchillo en la garganta. Minutos más tarde, Vargas fue detenido por ser el supuesto femicida.
Una semana más tarde, mientras la Justicia investiga el hecho, se conoció cuál es la insólita historia que el hombre le contó al Juez: Vargas supuestamente publicó en Facebook que sorteaba una sesión de fotos en lencería. Una de las personas que lo contactó fue Antonella, con quien acordó reunirse en el departamento de ella a cambio de un pago de 1000 pesos, publicó Infobae.
Al término de la sesión de fotos, siempre según la versión del hombre, ella le habría propuesto practicarle sexo oral, a lo que él habría aceptado. Pero tras finalizar, ella lo habría intentado extorsionar con que tenía filmada la escena y que si no le pagaba más dinero se encargaría de difundirlo.
El femicida habría logrado quitarle el teléfono a la joven, pero, al no saber el código de desbloqueo, le habría dicho que se lo dijera o que se llevaría consigo el aparato. En ese momento, Antonella lo habría amenazado con un cuchillo con el que, tras un forcejeo que incluyó gritos e insultos, ella habría terminado degollada por accidente.
“Cuando salí del lugar me fui a la primera esquina. Me quedé ahí. Cuando empezaron a venir todos los patrulleros me fui a la segunda esquina. Me senté entre dos autos. Yo me pude haber ido pero me quedé. Yo me pude haber ido a mi casa o haberme ido a Brasil donde tengo residencia. Tenía cómo irme, pero me acerqué hasta los policías y les dije que yo era la persona a la que estaban buscando”, declaró Vargas.
Según adelantaron fuentes del caso, el juez no cree la versión del hombre. Las pericias confirmaron que la forma en que ingresó el cuchillo en el cuello de Antonella es incompatible con la historia que cuenta el femicida. Por el contrario, creen que no solo no hubo intento de extorsión, sino que ambos habrían sido amantes. Este dato es fundamental ya que, si se comprueba que había relación previa, es decir que el homicidio es agravado por el vínculo, recibirá como pena la cadena perpetua.

Deja tu comentario!

Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar